El fraude a nivel mundial y nacional, no obstante, todas las medidas de mitigación adoptadas, sigue estando presente en nuestras vidas y afectando a una gran cantidad de personas y empresas. La ingeniería social ha escalado como método de estafa en todo el mundo. Los ciberdelincuentes presentan una gran capacidad y velocidad de adaptación a las situaciones, como el Covid-19, aprovechándose de los temores y carencias de la gente. 

Ver Documento: Evolución de Fraude en Pandemia